#Concurso: CIFRAS


★RELATO PARTICIPANTE DEL CONCURSO «RELATOS DE LA CUARENTENA» ★


Imagen: Pixabay

INDICACIÓN AL LECTOR: Publicamos los relatos sin editar, tal y como los recibimos. Puedes votar haciendo clic en el corazón que se encuentra al final de esta página.


Del blanco puro al negro absoluto, son 22. Hoy sigo con este proyecto. Estos días tan diferentes. Días llenos de cifras.


#17 Ese chancho va a salir ahumado del horno… aún falta una hora de cocción y no deja de salir humo… Bien hizo la Señora María en encomendar a mis hijos a sus santos y vírgenes preferidos, cuando le comunique que me iría a vivir al otro lado del planeta y me convertiría en ama de casa. Cocinar no es lo mío.


#17 Sebastián y Salvador están haciendo un desastre con el slime en el jardín… pobre césped… quedará multicolor. Me quedaré en la mesa junto a la cocina con el pretexto de vigilar a ese chancho y rescatar el almuerzo. Mi heroica acción del día. Ayer fue doblar toda la ropa y emparejar las medias sin morir en el intento.


Santiago lee en el sofá.


#17 En Perú la cosa parece estar bajo control. Mientras los tengan a todos encerrados, claro. Después de eso será un desmadre… no me queda duda. Ayer hablé con mi mamá por WhatsApp. Le pedí que evitara salir. Le comenté sobre un artículo que leí que indicaba que los distritos con más casos eran Surco, Miraflores y Jesús María; según yo tratando de respaldar mis alegatos y exigencias. Dice que nada le va a pasar. No quiere entender.


#17 Antes de venir, llevé un proceso con un Coach en un intento de prepararme para esto. Para dejar atrás a todos. Venirme a Australia fue una decisión difícil de tomar, pero debía hacerse. Tenía miedo de alejarme de mis padres y que algo les pasara en mi ausencia. El miedo ahora es enorme, más latente, más real. Por las noches trato de dormir pero no puedo. Cojo el celular… nuevas cifras. Entonces pierdo más el sueño… las 12am… la 1am… sé que Sebastian me despertará a las 7am pidiéndome que le prepare el desayuno. Y lo dirá una y otra y otra y otra vez… hasta que me pare. No hay mejor alarma.


Abro el horno…


Esto se está encogiendo… carajo… ¿con que se van a llenar?


Sigo buscando 17s…


Debí de comprar una lupa. No uso lentes pero a mis casi 43, creo que voy a necesitar unos pronto. ¿Dónde está la lista?

TO DO LIST de mi celular… pendiente #12… oftalmólogo


¿Ya no hay #17s?


#16 Anoche oí a Santiago rezar…


¡Puta madre! Falta el arroz… siempre me olvido del arroz.


#16 Santiago rezaba anoche pidiendo a Dios con la soltura, naturalidad y confianza con la que le habla un niño a Dios. Él tiene 11 años, pero es tan inocente que aún cree en Papa Noel y el Ratón Pérez. Quiero creer que es inocencia, pero en realidad es parte de su diagnóstico. Le pedía por sus abuelos…” Dios protégelos porque están viejitos, mira que yo les prometí que iría a visitarlos, así que quiero que estén en Perú cuando vuelva… sé que los veo en las videollamadas, pero eso no cuenta, ¿ok? Quiero volver a tocar sus caras cuando vaya allá, ¿entiendes?”. Me enterneció.


¡A la boca no Salvador! ¡Sácate eso de la boca!


#16 Miguel pasa encerrado todo el día… literal desde las 6am hasta las 7pm. Sé que no trabaja todo el rato; veo las publicaciones que comparte en Facebook y el grupo de WhatsApp de su familia. Sé que necesita recesos. Si a mí me come la angustia, a él 10 veces más. Está en un periodo de prueba de 6 meses. Apenas había empezado este empleo cuando llegaron las noticias de China, así que se está empeñando mucho en hacer su chamba lo mejor posible. ¡Tanta gente ha perdido su trabajo! No puedo imaginar cómo sería tenernos que preocuparnos además por el dinero.


#16 Hoy en el desayuno Sebastian me pidió “otro 2020”. Él no entiende mucho de lo que sucede. Aún no ha comprendido que no le puedo comprar el sol ni parar la lluvia cuando quiere ir al parque. Él es muy noble, pero ama salir a la calle a diario. Para él todo esto es demasiado. Ha estado de muy mal humor y amenazando con trepar la cerca y escapar de casa. No sé qué va a pasar con él ni que tanto aguante.


#16 Salvador es otro tema, da de alaridos todo el día y eso altera los nervios de todos en casa. No hay quien lo calle. Es como un huracán… revuelve todo a su paso mientras repite los diálogos de todos los videos que alcanzo a ver en su iPad ayer.


#16 No puedo evitar sentirme culpable. Acá no es obligatoria la cuarentena, sino opcional. Todos hemos dejado de salir para evitar que el virus me enferme. Con mi asma severa no sabemos qué tan grave podría llegar a ponerme. ¿Quién me manda a casarme con un Ingeniero Analista de Riesgos? Estoy jodida.

Los #15 son muy pocos… los dejo para después…


#14 ¿Cómo sobreviviré aquí encerrada con mis 3 hijos con autismo? ¿Cuánto mas podremos mantener esto antes de perder la cabeza? Debería intentar yoga… lo que estoy haciendo no me relaja lo suficiente… no me pone la mente en blanco, que es lo que necesito. Mil pensamientos a cada hora. Tantos que angustian. Total incertidumbre.


Sebastián: ― ¿Almuerzo?


Yo: ―Guardo todo esto y almorzamos. ¡Vayan a lavarse las manos!


¡Puta madre!... Me olvidé la ensalada


Santiago: ―Mamá este dibujo que estas pintando es grande y tiene muchísimos números, te vas a demorar mucho pintándolo todo. ¿Por qué no pintas los #1s?


Yo: ―Porque el #1 es el color más claro y las instrucciones indicaban empezar por los números mayores que son los más oscuros. ¡Ve y avísale a tu papá que ya vamos a almorzar!


Secretamente espero que al pasar de los días, al pasar de los oscuros a los claros en este… mi proyecto… mi espacio… la incertidumbre se vaya disipando. Las ideas aclarando. La luz y la paz regresen a nuestras vidas


Autora: Janette Marie Costa Cancino.



Diseño de la web: Machucabotones 2020

MACHUCABOTONES SAC

buen retiro 158, Surco

Lima 33, Perú

Conecta con nosotros:

miniyt.png
minifb.png
miniig.png

Informes sobre cursos:

hola@machucabotones.com

Informes sobre talleres in house:

centro@machucabotones.com 

Páginas relacionadas con Machucabotones:

Teléfono:

978224136

entrelibros.png
lcc.PNG